Buscar este blog

martes, 20 de enero de 2015

Más Madrid, Malasaña

San Bernardo al oeste, Gran Vía al sur, Fuencarral al este y Carranza al norte. Esta podría ser la delimitación que nos acercara a uno de los barrios con más historia yal tiempo que actualidad de Madrid, Malasaña

Algunos cronistas improvisados han llegado a compararlo con el barrio de Candem Town de Londres, el East Village de Nueva York, o el Barrio Alto de Lisboa. Ha sido escenario de batallas, cuna de La Movida en los 80, y en los últimos tiempos reclamo de hipsters por sus bares, tiendas vintage y ambiente cosmopolita. 

         

Sus calles, anteriormente conocidas por ser el "Barrio de las Maravillas", toman el nombre de Manuela Malasaña Oñoro, hija de Jacques Malasagne. Una chica que nunca llegaría a saber cuan lejos llegaría, cuando, a sus 15 años perdió la vida a manos de las tropas napoleónicas el 2 de Mayo de 1808. Narrada su historia por Fernández de los Ríos, la joven murió ayudando a defender el Parque de Infantería de Monteleón desde el balcón de su casa, un cuarto piso del número 18 de la calle San Andrés, esquina con Velarde. Su madre y ella daban municiones a su padre, que disparaba contra el ejército enemigo, cuando una bala la alcanzó en combate. Tras lo que su padre, con el cadáver de Manuela a sus pies, siguió con la heroica defensa, formando parte de la historia de la capital española. 

        

Dado pues, el fenómeno de atracción que a los foregnos y vecinos nos suscita, merece la pena relucir una de sus máximas virtudes en los tiempos que ahora nos tocan a los que, por desgracia, no vivimos la Movida; los bares

Uno de los bares por excelencia en el entorno es LA MUCCA DE PEZ

     

Asentado desde el 1 de mayo de 2008 en la Plaza de Carlos Cambronero, núm 4 con la esquina de la Calle Pez, icono de Malasaña, (Metro Tribunal), La Mucca es una antigua tahona que ha llegado a pasar décadas cerrada, contrarrestando hoy día con su horario de apertura diario. 

Decorado en hormigón, madera, acero y graffitis de influencia Banskyana, mientras comes, puedes incluso reparar tus muebles antiguos -Malasaña tiene ese algo que ningún otro sitio puede tener-

Una carta variada y cuidadosamente mimada que puedes tener incluso en casa porque ofrecen servicio take away, con platos como:

Croquetas de jamón 
      

Steak tartar con plátano frito
     

Arroz con boletus 
                                  

Además, para los que somos adictos a las listas Spotify, La Mucca nos ofrece la suya, -mucker del mes-, protagonizada este enero por Marta Vaquerizo de Nancys Rubias con coplas de Joy Division, Depeche Mode y The Smiths, entre otros.  

Siguiendo con #MásMadrid, y #MásMalasaña, muy cerca de aquí nos encontramos con VERBENA, un bar para todos los públicos capaz de combinar una Mahou, un cappuccino o unos callos, con un vermú, y un carrot cake. 

       

Ideado en La Bicicleta, referencia madrileña por antonomasia, Laurin Trece, una de sus pensadoras afirmó para Andrés Pina en su blog que: "Tener la posibilidad de que haya una verbena todo el rato es muy guay", y es que una vez que entras por su puerta de la calle Velarde, a la altura de la plaza Dos de mayo, y comienzas a escuchar a Los Rolling tras Camarón de la Isla, crees eso de la cultura kistch & castiza.  

       

                           

Merece siempre la pena un paseo por allá donde se cruzan los caminos, donde el mar no se puede concebir, donde regresa siempre el fugitivo, pongamos que hablo de Madrid... 



   
 


2 comentarios: